El viernes por la noche alrededor de las 22hs un gran temporal azoto a la región. Lluvias intensas acompañadas de fuertes ráfagas de viento irrumpieron en la cálurosa noche del viernes para traer precipitaciones que se quedaron durante toda la noche hasta la mañana del sábado.

La tormenta no sólo trajo agua, en algunas zonas granizo y fuertes vientos sino también dejó calles anegadas, cortes de luz, como en las localidades de Fray Luis Beltrán y Capitán Bermúdez, ramas y árboles caídos.

Incluso en la localidad de San Lorenzo, el viento voló un alero de un importante tamaño de un bar de zona céntrica ubicado en la esquina de calle Rivadavia y Av. San Martín. La estructura cedió completamente, y por fortuna no había ninguna persona debajo de ella.